Serialismo

 

En el día de la fecha vamos a hacer un breve recorrido por lo que fueron los comienzos del Serialismo, un método de composición musical que rompió con las barreras de lo «bello».

El serialismo, como su nombre indica, utiliza series, esto es, grupos de notas sin repeticiones que siguen un determinado orden. Tiene sus orígenes en el dodecafonismo de Arnold Schönberg, aunque abarca posibilidades creativas más amplias.

Arnold_Schoenberg_la_1948.jpg

Foto: Arnold Schönberg.

La principal diferencia entre Serialismo y dodecafonismo deriva en que el principio serial se puede aplicar a la altura, ritmo, dinámica, timbre, etc. En cambio, la propuesta dodecafónica original sólo se limita a la altura de las notas.

El serialismo puede caracterizarse según la cantidad de parámetros musicales a los que el compositor aplique el principio serial.

En la Alemania nazi, el dodecafonismo fue considerado un arte degenerado, la ruptura generada por el mismo, está relacionada con dejar atrás las composiciones musicales clásicas, para dar lugar a producciones que no tenían coherencia tonal. Esto coincide con el desarrollo que tuvo el serialismo luego de la segunda guerra mundial.

Muchos artistas dodecafonistas migraron hacia el continente Americano por su condición de judíos y otros por el hecho de componer con esta técnica condenada por el nazismo.

 

Serialismo dodecafónico

El compositor elige un orden determinado en que se deben tocar estas notas, sin poder repetirse una hasta que se hayan tocado las otras once (impidiendo así que haya cualquier coherencia tonal). A esta secuencia se denomina “serie original”. Una vez establecido el orden en que se deben tocar las doce notas, se transforma la serie original a su retrógrado, es decir, las notas de la serie original tocadas en el orden inverso (la última nota de la serie original se toca primero). Posteriormente, la serie original se pone en su inversión, es decir invirtiendo la dirección de los intervalos entre las doce notas. Si entre la primera nota y la segunda de la serie original hay un intervalo de, por ejemplo, dos tonos en dirección ascendente, ahora entre la primera y la segunda nota debe haber dos tonos en dirección descendente (por ejemplo, do-mi en la serie original, y do-la bemol en la inversión). Por último, se establece el retrógrado de la inversión, es decir la inversión tocada en el orden contrario.

Serialismo_(O,_R,_I,_RI).png

Serialismo Integral

Luego de la segunda guerra mundial las producciones serialistas comenzaron a tener mayor desarrollo. Los compositores serialistas criticaron al dodecafonismo por no aplicar los principios seriales a todos los parámetros musicales de sus obras.

Las reglas que estableció Schronberg se limitaban a no repetir la nota tocada hasta que los once restantes sean tocadas, mientras que los demás elementos sonoros se trataban de manera tradicional.

Un Serialismo autentico sería aquel que empleara el principio serial en todos los parámetros (Ritmo, Dinámica y timbre).

Así como, en el dodecafonismo, las doce notas de la escala cromática se habían puesto en un orden determinado, ahora a cada una de esas doce notas se añadiría también un ritmo, una dinámica y un timbre determinados. De esta manera, la primera nota de la serie tendría una duración particular, una intensidad específica y sería tocada por un instrumento distinto. La siguiente nota de la serie tendría, también, una duración distinta a la primera, otra intensidad sería tocada por otro instrumento. Así hasta llegar a la nota 12, tendrían todas distinto ritmo, dinámica y timbre (algunos compositores sustituyen el timbre por el ataque, para que la obra pueda ser interpretada por un solo instrumento). De esta manera, todos los elementos musicales de la obra seguirían estrictamente el principio serial, y ya no únicamente la altura de las notas. Estaríamos, pues, en el “serialismo total”, absoluto, integral.

Los compositores más aclamados del serialismo integral son, en Europa, el francés Pierre Boulez y el alemán Karlheinz Stockhausen; y en Estados Unidos, notablemente, Milton Babbitt.

Para cerrar, les dejo esta obra de Herbert Eimert, compositor y teórico musical alemán. Fue el iniciador de la música electrónica y colaboró con Karlheinz Stockhausen.

 

Autor: Nicolás Perilli.

Fuentes:

http://pedrodesmartines.blogspot.com.ar/2011/08/serialismo.html

https://es.wikipedia.org/wiki/Serialismo

 

Anuncios

¡Dale! Contanos qué opinas vos!